» Sant Cugat del Vallès

El modelo de la política municipal de cooperación que promueve el ayuntamiento de Sant Cugat del Vallès busca contribuir a la transformación social a través del apoderamiento de las personas y busca prevenir e incidir en las causas de las desigualdades para garantizar los derechos humanos, la sostenibilidad medioambiental, la justicia global y la paz.

El Ayuntamiento destina el 0,7% de los ingresos propios a desarrollar la política local de cooperación a través de las siguientes modalidades de cooperación, establecidas en el Plan Director de Cooperación al Desarrollo, Paz y Derechos Humanos 2017-2021:

  • Cooperación directa, es aquella orientada a consolidar las instituciones democráticas de los gobiernos locales mediante el trabajo conjunto entre administraciones. Incluye también el hermanamiento con el Aargub, en los campamentos de refugiados saharauis.
  • Educación para el desarrollo directo, orientada a la información y formación de la ciudadanía para promover la reflexión sobre las causas y las consecuencias de las desigualdades.
  • Cooperación y educación para el desarrollo indirecto, apoyo a proyectos impulsados por las entidades que trabajan con entidades locales de países empobrecidos y haciendo tareas de sensibilización en la ciudad.
  • Emergencias, apoyo a programas de ayuda humanitaria después de un conflicto o una catástrofe.

Por lo que respecta a las prioridades sectoriales, se establecen los siguientes objetivos estratégicos en el ámbito de la cooperación y educación para el desarrollo:

Para la cooperació señala 3 objetivos estratégicos:

  • Derechos universales y paz
  • Gobernanza y poder local
  • Desarrollo económico local.

Para la educación para el desarrollo señala:

  • Impulsar el enfoque en educación por el desarrollo y ciudadanía global.
  • Aumentar el impacto, la calidad y la coherencia de las acciones educativas.
  • Mejorar la implicación y la participación ciudadana.
  • Mejorar la articulación y la colaboración entre los actores de la cooperación y los otros actores del tejido asociativo municipal.

Impulsar el respeto integral de los Derechos Humanos es uno de los objetivos transversales que rigen el Plan Director y que sitúan Sant Cugat como una ciudad comprometida con los Derechos Humanos, no sólo a través de la participación en el proyecto de Ciudades Defensoras de los Derechos Humanos, sino también a través del apoyo a las entidades locales de referencia como UNIPAU y SCAPS y el compromiso diario en la promoción y protección de los derechos humanos y a unas políticas de cooperación basadas en la priorización de derechos.

 

Más información: https://www.santcugat.cat/web/cooperacio